¿Qué tipo de papá soy?

    ¿Qué tipo de papá soy?Se acerca el día del padre y es el momento para que usted, si es padre de familia, reflexione sobre su papel de papá. ¿Cómo lo está haciendo? ¿Siente que debe mejorar en algunos aspectos? Probablemente usted se ubicará en una de las siguientes categorías. Ello le ayudará a descubrir qué puede hacer para lograr ser mejor cada día y mejorar en la comunicación con sus hijos. Papá ideal

    Escucha y conversa son sus hijos. Para él, los valores de sus hijos y el desarrollo de su personalidad son la base de la formación. Por eso, respeta las determinaciones, espacios y concepciones, siempre y cuando no sobrepasen los límites de los valores cristianos, ni las normas del hogar.

    Papá informal

    Por lo general piensa que los años nunca pasan y que él puede llegar a ser el confidente de sus hijos, aunque cuando ve que la situación se sale de sus manos, recurre a la autoridad para hacer respetar su posición. Lo más seguro es que al día siguiente haya olvidado lo sucedido y traiga una gigante pizza a casa.

    Papá sobreprotector

    Es aquel extremadamente cuidadoso y celoso de sus hijos. No les permite a los chicos tomar decisiones ni resolver sus propios conflictos. Muchas veces manipula los sentimientos para demostrar que él es indispensable y superior a los demás miembros de la familia.

    Papá inestable

    La autoridad es su rasgo característico. Cree que para mantener el respeto de sus hijos no debe demostrar su afecto e interés por ellos. Es distante y ausente, no conoce los gustos ni sabe cómo sus hijos perciben la vida. Su gran temor es perder el respeto y la templanza de su carácter.

    Pensamientos: ¿Qué es un papá?

    Un papá, lo que se llama papá, es una combinación extraña de razón y sentimiento.

    Es aquel que sabe orientar y exigir, pero al mismo tiempo sabe amar.

    Es aquel que al minuto de haber regañado con severidad, sonríe y guiña el ojo con ternura.

    Es el que sabe decir no cuando es lo justo y sabe decir sí cuando es lo conveniente.

    Un buen papá es el que después de una dura jornada de trabajo, al llegar a casa abraza a sus hijos y se vuelve un niño jugando con ellos.

    Un papá es aquel hombre que genera vida, que acompaña y da seguridad ofreciendo una mano firme.

    Un papá es un director de orquesta, es el constructor de un nido, es el maestro de la
    escuela de la vida.

    Un papá es ante todo un hombre con corazón, que sabe señalar el horizonte con optimismo y confianza.

    Un papá, un verdadero papá, tiene mucho de mamá, aunque tenga fortaleza de varón inquebrantable.

    Un papá es refugio seguro para el hijo que llora y sufre...un papá es aquel que sabe escuchar y alentar a los hijos en las derrotas de la vida.

    A los papás se les dedica un día en el año, pero ellos dan todos los días para los suyos.

    Son generosos por naturaleza, por voluntad y por amor. Además, un papá nunca muere, simplemente se esfuma para continuar mandando en su recuerdo con sus enseñanzas.

    La vida de los hijos transcurre felizmente a la sombra de un buen papá, como el amigo y confidente que refleja la ternura, la bondad y el amor de Dios- Padre.

    © 2018 Colegio Intisana